martes, 31 de agosto de 2010

Narco controla 71% de los municipios mexicanos: Senado

Una comisión del Senado mexicano denunció este martes que las bandas de narcotraficantes tienen completamente controladas unas 195 alcaldías e influyen en otras mil 536, las cuales suman el 71% del total de los dos mil 439 municipios en México.


El presidente de la Comisión de Desarrollo municipal de la cámara alta, Ramón Galindo, precisó que los grupos del crimen organizado "controlan totalmente el 8% de los municipios y tienen infiltrados al 63 por ciento del total".

En el estudio titulado "Ayuntamientos y crimen organizado" elaborado por expertos y presentado por esta comisión, se detalla la forma en que operan las células delictivas en los municipios.

"En la mayoría de las alcaldías mexicanas existe una estructura criminal capaz de controlar los negocios del crimen organizado, el narcomenudeo, el cultivo y tráfico de drogas, el secuestro y la extorsión", se advierte en el documento.

El presidente de la comisión del Senado explicó que los municipios son presa de los grupos de delincuentes debido a que son "el eslabón más débil" debido a la falta de presupuestos, y la ausencia de políticas económicas y sociales sostenibles, y al abandono y desinterés de los gobiernos estatales y federal.

Según el estudio, las mafias han generando una filtración "expansiva, simple y sostenida" en los ayuntamientos.

"Los cárteles sí que han sabido la fórmula de la ecuación. Han entendido que el municipio, al ser el nivel de gobierno más cercano a la gente, es el que había que echarse a la bolsa particularmente para las operaciones de narcomenudeo", según el texto.

Agrega que más tarde se logra establecer a nivel municipal un apoyo logístico, una infraestructura, la cooperación política y el silencio cómplice, destaca.

El análisis considera que la estructura criminal opera, además, "bajo el resguardo de la corrupción, protegida políticamente y con el apoyo logístico de los policías municipales", lo que "mantiene los focos rojos encendidos".

Galindo advirtió de que es "urgente" adecuar políticas para fortalecer las alcaldías de manera política y económica dirigidas a contrarrestar este problema.

Afirmó que es necesario que los funcionarios de los ayuntamientos, los alcaldes, regidores y síndicos "dejen de ser figuras decorativas" y se conviertan en verdaderos artífices de gobierno por su cercanía con los ciudadanos.

El senador añadió que otro problema pendiente, es reducir las amenazas e incluso muertes en aquellas localidades que son disputadas por el narcotráfico.

Recordó que en los últimos tres años han sido asesinados 41 funcionarios municipales, entre alcaldes, ex ediles, regidores, secretarios de ayuntamiento y candidatos a la alcaldía.

El legislador consideró que la lucha emprendida contra el narcotráfico desde el inicio de la actual Administración del presidente Felipe Calderón, durará "mucho tiempo", principalmente en zonas de influencia del crimen organizado, ya que mientras no se incluya una estrategia de desarrollo social y económico de largo plazo no habrá una mejoría.